Matrimonio Cañari, un ritual de principio a fin.

El pueblo Cañari tiene por costumbre realizar rituales sagrados, el matrimonio es uno de ellos. Aprende como se realiza los preparativos y la ceremonia.
 
 
 
 

En Ecuador existen comunidades que celebran rituales sagrados entre curiosas tradiciones y creencia, personajes misteriosos, rituales significativos, danzas ancestrales y una serie de actos que avivan la cultura, la picardía y el amor.

Desde tiempos ancestrales, el pueblo Cañari celebra el matrimonio con una ceremonia, conocida como Cuchunchi, que involucra una serie de prácticas antes, durante y después de contraer nupcias.

Cortejo:

¿Te quitaron alguna vez una prenda de vestir? Si lo hizo un hombre del pueblo Cañari, ten la certeza que recibiste una propuesta de matrimonio. En el Austro ecuatoriano, los hombres que desean casarse suelen quitar una prenda de vestir a la mujer que robó su corazón. Sombreros, collares, chalinas y otras prendas son arrebatadas, debes estar atenta.

Compromiso:

La pareja está preparada para el siguiente paso, “el rimacyaicuna” o pedida de mano. Casi en secreto, los padres del novio llegan a la casa de la novia con canastos de comestibles, como regalo de pedida de mano. Para reafirmar el compromiso interviene el rimacyaya, anciano sabio de la comunidad. Si todos los implicados aceptan se oficializa la petición de matrimonio, y los novios en presencia de sus padres, intercambian anillos y sombreros.

Se inicia los preparativos con el contactando de los padrinos o ñaupadores. La novia y sus futuros suegros encargan a los mismos elegir y realizar los requisitos para el matrimonio civil y eclesiástico, además del atuendo para el día de la boda.

Matrimonio:

Entre los acordes del violín y los tambores se celebra la ceremonia religiosa, para luego celebrar una gran fiesta en la casa del novio. En privado, los padrinos aconsejan de manera individual a los esposos. Los ñaupadores cierran el ritual desnudando a sus ahijados, para dejarlos a solas en la ramada, una especie de choza construida plantas y arbustos.

La pareja vive una fiesta en la intimidad. Los invitados disfrutan de la música y un banquete tradicional con chicha de jora, mote, cuy y papas.

Danza Cañari del Cuchunchi:

Los padrinos llegan a la sala de fiesta con la vestimenta de los novios. Allí, los danzantes tratan de beber una copa de licor ubicada en el suelo, sin utilizar las manos, simulando movimientos parecidos al de los colibríes y las culebras.

Existe un momento de picardía, denominado “lavar la ropa”, que lo hacen los padrinos, con prendas quitadas a los asistentes que más bebieron, se simula que son lavadas sobre las espaldas. En un descuido, los invitados esconden la ropa para que los danzantes empiecen a buscarla. ¿Qué pasaría si los invitados despiertan y no tienen su ropa? Para recuperar las prendas, los padrinos imploran a San Chucurillo, al encontrarlas agradecen el milagro.

El desenlace:

A la madrugada, cuando todos han bailado, los padrinos visten y peinan a los nuevos esposos. El padrino hace la trenza del esposo y la madrina teje la de la mujer.

Por su parte, los invitados continúan la fiesta en la casa del padrino, Así pasan tres días para que la pareja sea invitada nuevamente para degustar de un banquete en la casa del anfitrión.

La expresiones culturales de los pueblos indígenas muestran un país que vive y se enorgullece con el amor en familia, el fervor y algarabía, expresada la cultura viva y la herencia milenaria de los pueblos.

Compartir: