Iglesia de San Blas Cuenca

Una iglesia que se destaca su obra arquitectónica, un templo levantado con materiales petreos en la ciudad de Cuenca
 
 
 
 

Iglesia de San Blas

¿Qué debes saber?

Dirección:  Calles Manuel Vega y Simón Bolívar - Cuenca

Este templo fue estratégico para sostener y catequizar a toda la población indígena de la parte nororiental de la ciudad y constituyó durante casi cuatro siglos el límite oriental de la ciudad. El templo primitivo, levantado con materiales pétreos pertenecientes a la zona de Pumapungo, fue erigido el 3 de mayo de 1557; de este hecho da fe una piedra encontrada en las excavaciones de los nuevos cimientos. En 1938 se inicia su reconstrucción, aprovechando como base la construcción antigua. En 1947 se continúa con los trabajos de la fachada, y en 1970 se construye un remate de la fachada y la espadaña del campanario lateral, elemento que no se fusiona armoniosamente con la composición general. La iglesia sigue un esquema de cruz latina. El eje mayor corresponde al de las naves y en el crucero se levanta, sobre cuatro columnas corintias, con pechinas, un tambor circular, que sostiene una cúpula semiesférica con lucernas en cada flanco y rematada por una linterna que ilumina espléndidamente el espacio interior.

La fachada frontal, cuyo estilo denota rasgos del Renacimiento italiano, es de mármol travertino rosa, procedente de las cercanas minas de Sayausí, y está dividida en tres cuerpos. Se apoya sobre un zócalo de mármol, desde el que parten, en el cuerpo central, cuatro pares de columnas pareadas de orden gigante con capitales corintios, ubicadas en diferentes planos, lo que le otorga profundidad a la composición. Las columnas del fondo sostienen un tímpano de bellas proporciones. Las columnas del primer plano enmarcan tres vanos de arco de medio punto y en la hornacina central se ubica una bella estatua de mármol del Corazón de Jesús. Cierra el conjunto un arco rebajado, sobre el que se observa en letra resaltada la advocación de la iglesia.

Los cuerpos correspondientes a las naves laterales son más bajos, el perfil sigue la pendiente de las cubiertas y no poseen decoración. Las puertas son de madera con altorrelieves de cruces ancoradas.